banner-astigmatismo-web.png

Cirugía refractiva láser en pacientes con astigmatismo

A principios de los años 90 se desarrolló la cirugía refractiva con láser excimer y gracias a los avances tecnológicos en este campo hoy en día los pacientes con astigmatismo pueden someterse a procedimientos quirúrgicos refractivos de manera muy segura.

 

El astigmatismo es una deformación en la superficie de la córnea, la cual desencadena mala visión.   El tratamiento mediante cirugía láser consiste en moldear la córnea y de esta manera mejorar el enfoque de la luz para que la imagen se forme de manera nítida sobre la retina; Cuando se decide realizar cirugía láser para la astigmatismo es importante asegurarse que se cuenta con equipos aprobados por la FDA (organismo de control en Estados Unidos) para corrección del defecto. Esto es importante porque no todos los sistemas láser están en capacidad de proporcionar un resultado óptimo en cirugía.

 

 Cirugía refractiva de astigmatismo con técnica LASEK

En este tipo de cirugía se construye una capa protectora con el tejido de la córnea denominado flap epitelial, posteriormente se talla el tejido corneal que se encuentra debajo del flap y este es de nuevo colocado, por lo general esta técnica es utilizada en pacientes cuyo grosor corneal  así lo requiere (corneas de grosor promedio 500 micras).

Cirugía refractiva de astigmatismo con técnica LASIK 

En este tipo de cirugía se realiza una remoción del tejido corneal superficial, con la ayuda de un láser o de un instrumento denominado microqueratomo, posteriormente se realiza el modelado de la córnea mediante la aplicación del láser.  Finalmente se vuelve a colocar el tejido corneal superficial que se había removido.    

 

 

Láser guiado por topografía en pacientes con astigmatismo

 

El láser de superficie guiado por topografía es una cirugía realizada en la superficie de la córnea que busca eliminar o mejorar las deformaciones que existen en la córnea con astigmatismo.

 

El sistema láser guiado por topografía permite aplicar de manera muy precisa los pulsos del láser sobre la superficie de la córnea utilizando como guía la topografía y/o aberrometría del paciente.

 

Hoy en día los niveles de seguridad en la cirugía refractiva con láser son muy elevados cuando se realizan con la tecnología actual. Es una cirugía ambulatoria, que se realiza bajo anestesia tópica y tiene una duración aproximada de 15 minutos.